Publicidad

TOP 5 de las mejores razas de perro para vivir en un departamento

perro corgi  en los brazos de un hombre

Los perros de tamaño pequeño son buenos candidatos

© Shutterstock

Vivir en un departamento no es un impedimento para que tengas un compañero peludo. Descubre las razas de perro que mejor se adaptan al estilo de vida de un espacio pequeño.

Por Rocío R. Gavira

Actualizado el 08/02/21 8:11

Desde niño has imaginado un perro en tu vida. Lo has visualizado corriendo por el jardín, creciendo y acompañándote en importantes momentos.

Pero luego llega la realidad y compruebas que muchas personas en la ciudad viven en un departamento

Vivir en un departamento no supone impedimento para abrirle las puertas a un perro. Eso sí, deberás tener en cuenta sus necesidades. Por ejemplo, si es un perro activo, es importante el tiempo de calidad para el juego o pasearlo más veces

Las mejores razas de perro para departamentos: ¿cuáles son?

Por supuesto, existen razas de perro que encajarán mejor en el estilo de vida de un departamento que otras. Lo lógico es pensar en perros de raza pequeña por una cuestión de espacio.

Aquí verás 5 razas de perro para vivir en un departamento

  1. Pug.
  2. Yorkshire terrier.
  3. Chihuahua.
  4. Perro salchicha.
  5. Bichón maltés.

5 razas de perro para vivir en un piso: fotos y características

1. Pug

El primero de la lista es uno de los perros más queridos para vivir en un piso. El pug es un perro de tamaño pequeño, tranquilo y dormilón. Además de ser juguetón y afectuoso, tiene facilidad para socializar y suele ser muy silencioso.

El pug no necesita mucho espacio y tampoco es especialmente activo dado que se trata de un perro de patas cortas. Este pequeño es una de las mejores razas de perro para departamentos.

El pug es un compañero de vida muy agradable ©Pixabay

2. Yorkshire terrier

El yorkshire terrier es otro de los perros clásicos para vivir en México en un departamento. Es un perro de tamaño pequeño, de adulto su peso ronda los 3 kilos, es muy hogareño, aunque eso no quita su tiempo de juego y ejercicio. 

Suele tener mala fama por los ladridos. Cuando escucha un sonido desconocido, ladra porque es un perro muy nervioso. A pesar de eso, en la ciudad el yorkshire está cómodo: le encanta el chisme y en la ciudad hay mucho de lo que estar atento. 

El yorkshire es un perro muy casero. © Pixabay

3. Chihuahua

Una de las dos razas originarias de México, el chihuahua es un compañerito ideal para vivir en un departamento. 

Tiene fama de nervioso, pero con una educación y socialización apropiadas, no tendría que haber problemas.

Un chihuahua acostado en la cama. © Shutterstock

4. Perro salchicha o teckel

Para el teckel, más conocido como perro salchicha, se desaconseja que suba y baje escaleras por las hechuras de su cuerpo: patitas cortas y en forma de salchicha. Es decir, a esta raza de perro le va perfecto vivir en un departamento. 

El teckel tiende a padecer ansiedad por separación. Es importante manejar bien sus niveles de actividad para canalizar ese problema. Aquí te explicamos en qué consiste ese síndrome de apego al dueño.

Es muy activo, le gusta mucho jugar, por lo que tendrás que dedicarle tiempo para que desfogue esa energía: buenos paseos, juegos para su estimulación mental y compañía. 

El teckel es un perro muy alegre. © Pixabay

5. Bichón maltés

El aspecto dulce y el carácter dócil del bichón maltés conquista para ser elegido como el compañero de piso idóneo. Además de ser de tamaño pequeño, es un perro tranquilo y cariñoso. 

Una de las cosas que caracteriza al bichón maltés es el vínculo especial que crea con su humano. Eso sí, demanda mucha atención, no maneja bien la soledad.

Al bichón maltés le encanta estar en compañía. ©Shuttersotck

Más razas de perros para convivir en un departamento

Perros para departamento que no sueltan pelo

Otra de las cosas que preocupa a la hora de convivir con un perro, es si suelta pelo o no. De las cinco razas de perro que hemos hablado el yorkshire terrier y el bichón maltés son los que apenas sueltan

En el caso del primero, su pelo se desprende poco. Y en el segundo, aunque puede ser bastante largo, ocurre lo mismo. Además, ambas razas comparten algo en común: su pelaje se considera que es hipoalergénico

Está bien sopesar este tipo de cosas a la hora de meter un perro en casa. Sin embargo, por encima de ellas están la responsabilidad que suponen y ver si uno es capaz de cubrir las necesidades del perro para que sea feliz.