Publicidad

Conoce a Citla, el ángel guardián de la montaña

citla perro pico de orizaba

Conoce la historia de Citla. 

© YouTube/Top10 canal

Te presentamos a Citla, un perrito que se ganó el corazón de los montañistas del Pico de Orizaba, pues se encargaba de protegerlos.

Por Sandra Apolinar

Publicado el

Si eres un entusiasta del montañismo, es muy probable que te hayas planteado subir el Citlaltépetl (Cerro o monte de la Estrella), más conocido como Pico de Orizaba.

De hecho, el Pico de Orizaba es la montaña más alta de todo México y montañistas de todo el mundo han llegado hasta su base con la intención de llegar a la cima.

El Pico de Orizaba, el Citlaltépetl y también conocido como el Poyauhtecatl, es un volcán activo que comparten los estados de Puebla y Veracruz. 

Con una altitud de 5640 metros sobre el nivel del mar, queda claro que escalar esta imponente montaña no es tarea fácil y puede ser peligroso para montañistas inexpertos.

Si bien llegar a la cima del Pico de Orizaba es una tarea ardua, los montañistas que se atreven a intentarlo saben que cuentan con un canino ángel guardián: Citla, un perrito mestizo cuya historia se ha convertido en una leyenda.

La historia de Citla, el guardián de la montaña

Existen dos populares versiones sobre la historia del simpático Citla y aunque puede ser difícil determinar la verdadera historia, hay suficientes similitudes para entender cómo llegó este perrito al Pico de Orizaba.

Una de las historia relata que un ingeniero subió a la cima del volcán inactivo Sierra Negra, dentro del Parque Nacional Pico de Orizaba, esto con el propósito de construir el Gran Telescopio Milimétrico Alfonso Serrano.  

El majestuoso Citlatepetl. © jkdber19 / Shutterstock

La otra versión dice que fue un albañil que trabajaba en la construcción de uno de los refugios de montaña del Citlaltépetl. 

En cualquier caso, ambas versiones coinciden en que un cachorro mestizo acompañaba al ingeniero/albañil cada día en sus labores. 

Eventualmente, cuando las obras concluyeron, el perrito acompañante se negó a descender de la montaña e hizo de ella su hogar

No hay una razón clara del porqué este perrito decidió vivir en la montaña, pero logró hacer del Citlaltépetl su hogar y poco a poco se ganó el cariño de montañistas y cuidadores.

Citla, el perro montañista que todos quieren

La historia de Citla es muy popular entre quienes visitan el parque, pero este perrito tuvo un mejor amigo: Hilario Aguilar, presidente del Club Alpino de México.

Al parecer, Don Hilario se ganó el cariño de Citla luego de que éste salvara su vida.

Hace algunos años, Citla fue agredido por el perro Alaska de un visitante y necesitó ayuda veterinaria pues tenía heridas sumamente graves, desde costillas fracturadas y la yugular perforada. 

Todo indicaba que este perrito no sobreviviría, pero gracias al apoyo de amigos y el tratamiento del veterinario, Citla pudo recuperarse en casa de Hilario y al poco tiempo regresó a su hogar en la montaña.

Curiosamente, durante la atención veterinaria se descubrió que Citla había cambiado físicamente para adaptarse al rudo clima de las alturas: su corazón era más grande de lo normal, sus almohadillas se hicieron más gruesas para soportar el frío de la nieve y su pelo se convirtió en un protector perfecto para mantener la temperatura adecuada.

La historia de este perrito se volvió aún más sorprendente.

La leyenda de Citla

Si bien a simple vista Citla podía parecer un perro común, no lo era en absoluto, pues sus cambios físicos lo hacieron adaptarse a la montaña, sin estar entrenado.

Este lomito, que falleció en 2017, conocía a la perfección su montaña y estaba siempre atento para ayudar a los montañistas y conducirlos por caminos seguros. 

Decenas de personas afirman que Citla podría ser la reencarnación de un alpinista pues al parecer este perrito ayuba a quien lo necesitara.

Una historia en particular cuenta que una familia de montañistas intentaba el ascenso cuando fue sorprendida  por una tormenta que cubrió los senderos rápidamente.

La familia angustiada esperó durante horas, al borde de la hipotermia, hasta que a las dos de la madrugada la tormenta comenzó a ceder, los montañistas intentaron buscar el camino de regreso pero sus cuerpos casi congelados los hacían caminar muy lento y sin lograr dar con el camino.

Fue ahí cuando apareció su salvador pues a lo lejos escucharon los ladridos de un perro y la familia comenzó a caminar en dirección al sonido. De pronto apareció Citla moviendo su cola y convirtiéndose en su guía.

De esa manera los ayudó a llegar al refugio donde esperaban ver al dueño del perro, pero ninguna persona se hallaba en el lugar… no sabían que se habían encontrado con el Ángel Guardián de la Montaña.

Citla en la red

Gracias a su ardua labor, Citla se convirtió en el lomito consentido de los montañistas e incluso cuenta con su página en Facebook donde suelen compartir fotos e historia de este singular perrito.

Su historia se ha volvió tan popular que en 2017, bajo la dirección de Gilberto Martínez Solares arrancó la producción del documental “Ángel de las Nieves” acerca de la historia de Citla.

No cabe duda de que este lomito es un ángel guardián para todos los montañistas.

Mira a continuación un video sobre la historia de Citla. 

Dejar un comentario
0 comentarios
Confirmación de la eliminación

¿Seguro que quieres eliminar el comentario?

Conéctate para comentar