Publicidad

Siente unas garras en el hombro: su perra reacciona de inmediato

perro en el bosque dog-wow

Eva, la valiente de esta historia

© eva_the_mal / Instagram
Por Mónica González

Publicado el

 

El 16 de mayo de 2022, una mujer paseaba a su perro en el norte de California, Estados Unidos, poco después de las tres de la tarde.

Ese paseo debía ser como cualquier otro: tranquilo y en plena naturaleza. En cambio, algo cambió el curso de la historia.

Un ataque inusitado

Erin Wilson se detuvo en el acotamiento de la carretera para pasear junto al río Trinity con su preciosa perra, una pastor belga llamada Eva.

Sin previo aviso, un puma atacó a Erin por detrás, clavando sus garras en su hombro izquierdo.

Por fortuna, Eva estaba ahí.

Sin dudarlo un instante, Eva se abalanzó sobre el puma, sin miedo. Pero, por desgracia, este valiente gesto le costó muy caro. 

El puma la agarró por la cabeza y no tenía intención de dejarla. Erin empezó entonces a lanzarle piedras al animal, tratando de obligarlo a soltar a Eva y marcharse. Pero el puma no dejó al perro ni un segundo. 

Con el corazón latiendo a mil, Erin no tuvo más remedio que ir a buscar ayuda cerca de la carretera, dejando a su perra sola a merced del puma. 

Llegan los refuerzos

Sharon Houston, una mujer que vive en la zona, encontró a Erin desesperada. La mujer le explicó la situación y ambas fueron a enfrentarse al puma. 

Sharon tomó un tubo de PVC y un pequeño bote de gas pimienta y corrió a socorrer al perro. 

Sharon y Erin lucharon sin descanso contra el puma que se negaba a dejar al perro. Entonces, en el momento en que el puma aflojó su agarre y soltó a Eva, Sharon sacó el spray de pimienta para hacer retroceder al animal. 

Sin perder un minuto, Erin corrió con su perro al veterinario

Salvada por un pelo

Afortunadamente, Eva sobrevivió, aunque tuvo que ser tratada durante mucho tiempo y requirió una intensa atención veterinaria. 

La valiente perra sufrió dos fracturas de cráneo, una perforación en la cavidad nasal y una grave inflamación alrededor del ojo izquierdo, que le impedía ver. 

Erin ha iniciado una campaña de recaudación de fondos para ayudar a pagar el tratamiento de Eva

Por su parte, la doctora es optimista sobre la salud de la valiente perra de dos años y medio. 

También te puede interesar:

Dejar un comentario
0 comentarios
Confirmación de la eliminación

¿Seguro que quieres eliminar el comentario?

Conéctate para comentar