Publicidad

Laika: la perra rusa que conquistó el espacio

Postal de laika dog-sad

En 1959 Rumania rindió homenaje a Laika en una postal: "Laika, el primer viajero en el cosmos"

© Dominio público / digitalización de Neozoon

El 3 de noviembre de este mes se cumplieron 63 años desde que esta valiente can visitó el espacio exterior.

Por Santiago Flores

Publicado el 08/11/20 10:26

Era rusa y se llamaba Laika

Es probable que ya hayas escuchado hablar de Laika, uno de los más famosos lomitos de la historia por haber cumplido la proeza de viajar al espacio exterior. Aquí te contamos algunos detalles más sobre su vida:

En los años 50 dio inicio la llamada carrera aeroespacial entre la Unión Soviética y los Estados Unidos; ningún país quería quedarse atrás y por eso ambos comenzaron una fuerte competencia para ver quién de los dos “conquistaría el espacio”.

Uno de los intentos más famosos por ponerse a la cabeza fue el de la URSS, cuando decidieron mandar un perro al espacio por primera vez, para ver cuál sería el impacto de un vuelo aeroespacial en un ser vivo.

Para lograr esto la nación comenzó un programa de entrenamiento con perritos callejeros de Moscú por considerarlos altamente adaptables en entornos inhóspitos.

Tras varias pruebas tres fueron las candidatas más aptos: Laika, Mushka y Albina. Al final Laika (que significa en ruso “que ladra”) fue elegida debido a su temperamento tranquilo y: 

El 3 de noviembre de 1957 fue lanzada al espacio en la cápsula Sputnik 2.

Aunque fue puesta en órbita exitosamente, debido a complicaciones con el sistema de refrigeración de la cápsula la perrita murió a las pocas horas.

Tristemente, los científicos mandaron a Laika a su heroica travesía conscientes de que sería un viaje sin retorno…

Laika era una linda mestiza, pero aquí puedes conocer razas de otros perros famosos...

Años después Oleg Gazenko, uno de los científicos a cargo de la misión, admitiría que no se aprendió lo suficiente de la misma como para justificar el sacrificio de Laika.

El legado de la perrita rusa nunca fue olvidado y en el 2008 fue revelado un bello monumento en su honor en Moscú

Hoy, a 63 años de su viaje al espacio, Laika sigue viva en nuestra memoria como el canino que vive en las estrellas.