Publicidad

Escuchan aullidos en un departamento: se quedan en shock con lo que encuentran al entrar

edificio de departamentos dog-angry

Los aullidos provenían de un departamento.

© Shutterstock

Este escandaloso evento sucedió en una ciudad en el sur de Polonia, donde los vecinos escucharon un terrible aullido, proveniente del departamento de un hombre.

 

Por Sindy Bustamante

Publicado el 16/02/20 19:32, Actualizado el 08/04/20 9:31

Como parecía que no había nadie en la casa, los vecinos decidieron contactar a la familia del sujeto. Cuando finalmente lograron abrir la puerta del departamento, ¡encontraron una perrita encerrada!

Un rescate urgente

La familia del hombre reconoció que éste había estado ausente de su hogar por una semana. La perra se había quedado encerrada, sin agua ni comida por más de siete días. Estaba demasiado delgada y muy enfermita.

La pobre pequeña fue transportada de inmediato a un refugio de Silesia Baja -la región polaca donde se dieron los hechos- y fue puesta bajo el cuidado de veterinarios especializados. Además de estar en los huesos, la perrita sufría de un problema de los ojos y de una infección de oídos.

Además tenía pus en el área genital, lo que llevó a los especialistas a creer que sufría de pioderma, por lo que una cirugía era urgente.

El refugio organizó una recaudación de fondos para pagar los gastos. Para su alivio, llegaron a la suma requerida ¡y pudieron prestarle toda la ayuda necesaria a la pobre peluda!

Decidida a vivir

De hecho, a pesar de la traumática experiencia que la pobre tuvo que atravesar, la perrita no perdió las ganas de vivir ni su amor y confianza en los humanos- Sus cuidadores dicen que no tendrá dificultades para adaptarse a un nuevo hogar, ni para encontrar a alguien que la quiera de verdad porque ¿quién no querría a una perrita tan amorosa y llena de buenas vibras?

En cuanto a su antiguo propietario, podría pasar hasta tres años en la cárcel por su crueldad y negligencia.

Desde Wamiz, le deseamos a esta pequeñita una rápida recuperación ¡y esperamos que muy pronto este en un nuevo y amoroso hogar!