Noticias :

Publicidad

Regalar un perro en Navidad: 10 razones de peso para NO hacerlo

perro regalo de navidad dog-serious

Antes de regalar un perro en Navidad, ¡piénsalo dos veces!

© Shutterstock

¿Es buena idea regalar un perro en Navidad? Analizamos los contras de ofrecer como regalo una adorable mascota a los más pequeños de la casa, ya que un perrito no es un juguete. 

Por Vanessa Parapar , 19 dic 2019

Las fiestas de Navidad están cargadas de amor y de deseos, estos últimos implicados directamente con los más pequeños de la casa que piden a gritos caprichos que, en ocasiones, conllevan una carga extra. Como por ejemplo escribir en la carta a los Reyes Magos (o a Santa Claus) que han sido tan buenos que quieren despertarse el 6 de enero con un perro debajo de su árbol.

Queridos Reyes, ¿regalar un perro -o un gato- en Navidad es una opción? Reflexionemos juntos porque, en ocasiones, esto no queda del todo claro. 

Por qué no debemos regalar un perro en Navidad

1. Los perros no son un juguete

Antes de tomar la decisión de regalar un ser vivo (en esta ocasión en Wamiz hablamos de perritos pero claro que aplica también a gatos, conejos...) es necesario asumir que el perro que vas a regalar tiene vida. ¿Qué quiere decir esto? ¡Muy fácil! No es un ser inanimado al que puedes meter en una caja cuando te aburras o tirar a la basura porque se rompió. 

2. Los perros no merecen ser abandonados 

Es triste, pero ocurre mucho más de lo que la gente piensa. Las cifras dadas por las protectoras de animales afirman que más del 30 por ciento de los perros que se regalan en Navidad son abandonados durante los meses posteriores al día de Reyes. ¿En serio? Desgraciadamente, así es. Solamente de oír esos números se nos encoge el corazón ya que tu perro jamás te abandonaría. Y, siendo sinceros, no podemos reprimir nuestro enojo.??

3. Los perros están hechos para dar y recibir amor

Esto hay que tenerlo muy en cuenta a la hora de adoptar un animal y de preparar su llegada al hogar. Ellos, al igual que ocurre con las personas, quieren dar y recibir cariño. Una de las peores cosas que puedes hacerle a un perro es cansarte de él como si se tratara de un juguete. No le rompas el corazón.  

adoptar perro navidad

4. Los perros necesitan una relación responsable

¿Cuántas veces te has enojado con tu pareja porque no es madura o porque no te da lo que necesitas? Piensa en las veces que el novio de turno te ha ignorado, dejado u olvidado en un rincón como si nada. De la misma manera que tú, ese perro necesita un compromiso por parte de su humano. Ese perro también siente. Ese perro te necesita a su lado. 

Beneficios e inconvenientes de adoptar un perro. Si no los tienes claros, ¡por favor, no lo hagas!

5. Los perros quieren que su dueño se implique

¿A qué nos referimos exactamente? De nada sirve tener un perro para no cuidarlo. Los Reyes Magos te dejarán la mascota en tu zapato sin manual de instrucciones y tú tendrás que arreglártelas para darle todo lo que merece. ¡Ten claras las necesidades de un animal y si puedes llevarlas o no a cabo antes de regalar un animal esta Navidad!

6. Los perros tienen que salir a pasear a diario

Es necesario pensarlo dos veces al momento de decidir tener una mascota; concretamente un perro. No olvides que estos peludos deben salir al menos dos veces al día para hacer sus necesidades y realizar un poco de ejercicio físico de lo contrario no tendrán la vida que se merecen.

7. Los perros buscan compromiso

¿Puedes afrontar el gasto que supone tener un animal de compañía en casa? (Lo de comprar el perro en cuestión ni lo contemos, puesto que deseamos que las personas que regalen un perro en Navidad visiten los cientos de refugios que hay en México y se enamoren de alguna de sus criaturas).

Dicho esto; subrayamos que Melchor, Gaspar y Baltasar solo te dejarán el perro (eso sí, seguro que será adorable) pero del resto tendrás que ocuparte tú. Comida, visitas al veterinario, vacunas, vitaminas, peluquería... ¡Haz las cuentas antes de decidir!

regalar bulldog en navidad

8. Los perros no son objetos

Si sientes que ni tú ni tus hijos, por duro que parezca asumirlo, no están preparados para tener un perro... es mejor dejar el tema por el momento. Se quedarán más tranquilos, ya que no hay nada peor que mantener una relación forzosa en la que ninguna de las partes se siente cómoda.

9. Los perros son para toda la familia y para toda la vida

Otra de las cuestiones que debes hacerte es: ¿quién será el dueño del perro y quién se encargará de sus cuidados? Si los Reyes Magos deciden dejárselo a los más pequeños de la casa, los padres deberán educarlos bajo los cánones responsables que supone tener un animal. Eso no quita que, en ocasiones y ante situaciones complicadas, sean los papás quienes actúen.

Si, por el contrario, no tienes hijos pero quieres afrontar la tarea de regalar -o auto regalarte- un perro también hay que tener en cuenta las premisas que acabamos de explicarte.

10. Los perros robarán tu corazón

Nadie -ni el mismísimo Santa- puede cuestionar que los perros tienen el poder de enamorarnos desde el minuto cero. Por lo tanto, si sientes que estás preparado para pedir un peludo a los Reyes Magos, ¡hazlo! La magia de la Navidad te regalará la emocionante tarea de vivir con un perro. 

Si por el contrario (perdón por seguir dando lata con esto) sientes que es muy pronto para compartir tu vida con un animal; déjalo tranquilo porque a largo plazo le romperás el corazón y, créenos; él no se lo merece.