Publicidad

Mi gato se rasca mucho: remedios caseros muy eficaces contra la comezón

mi gato se rasca mucho © STEKLO / Shutterstock

¿Tu gato sufre de comezón todo el tiempo? Un gato se puede estar rascando por varios motivos y a menudo los síntomas pueden aliviarse con simples remedios caseros. Cuida la salud de la piel y el pelaje de tu gato con remedios caseros de eficacia probada para que vuelva a sentirse cómodo.

Por Sindy Bustamante

Actualizado el

 

Si tu gato se rasca mucho además de ser posible síntoma de una enfermedad de la piel podría acabar por causarle lesiones.

Para acabar con este problema hay que comprender las causas en primer lugar. Una vez aclarado esto, en muchos casos los remedios caseros pueden ser de ayuda.

Mi gato se rasca mucho: ¿por qué?

La comezón intensa en los gatos puede tener varias causas. Un ejemplo de esto pueden ser:

  • Alergias.
  • Infestación de ácaros o pulgas.
  • Picaduras de garrapatas.
  • Hongos en la piel.
  • Eczema.
  • Piel seca. 

Los remedios caseros de eficacia probada, como el aceite de coco o los sprays antipulgas naturales pueden aliviar el prurito de forma rápida y suave.

En este video se explica más sobre las causas de la comezón en gatos:

Si se producen más síntomas o la comezón persiste durante un período de tiempo más largo, es aconsejable una visita al veterinario para descartar posibles enfermedades.

A continuación te explicamos a detalle los posibles remedios caseros.

Remedios caseros contra la comenzón en gatos

Aceite de coco

El aceite de coco es un remedio casero de eficacia probada para uso interno y externo para diversos síntomas.

Además del efecto práctico de proteger contra parásitos como las pulgas y los ácaros, el aceite de coco también le quita la comezón a los gatos, evitando así que se rasquen mucho y se puedan generar lesiones en la piel del gato.

El ácido láurico que contiene el aceite de coco cuida el pelaje y la piel, de modo que las manchas secas y los eczemas se curan mejor y el gato tiene que rascarse con menos frecuencia.

Para aplicarlo, simplemente frota el aceite entre tus manos y aplícalo en el pelaje de tu gato.

Recuerda que si se lo come, el aceite de coco en exceso le puede causar diarrea u otros problemas digestivos.

El aceite de coco puede aliviar la comezón.© Shutterstock

Limón

Una de las causas más comunes del prurito en los gatos son los parásitos externos. Unos sencillos remedios caseros pueden poner fin a ese problema, haciendo así que el gato deje de rascarse.

Si el gato se rasca con frecuencia de forma llamativa, sobre todo en la zona de las orejas, la barbilla y el cuello, puede ser un indicio de que hay un huésped no invitado: algún tipo de parásito externo.

Existen varios remedios caseros para el picor causado por los ácaros o las pulgas, como los sprays a base de jugo de limón.

Para hacer el spray, mezcla en un rociador una parte de agua, por una parte de jugo de limón aplica la mezcla sobre el cuerpo del gato. El limón es un repelente natural contra los parásitos externos del gato.

Vinagre de manzana

Para hacer el spray de vinagre, hay que seguir los mismos pasos. En un rociador o aspersor mezcla partes iguales de agua y vinagre. 

Aplica la mezcla con cuidado en el cuerpo de tu gato.

Remedios contra la comezón causada por alergias

Si el picor y el que tu gato se rasque mucho se deben a una reacción alérgica, primero hay que averiguar a qué es alérgico el gato.

Si sospechas que tu minino padece este problema lo primero es consultar a un veterinario para aclarar posibles alergias e intolerancias de tu gato.

Cuando sepas cuáles son, asegúrate de que el gato ya no está expuesto a los alérgenos.

En el caso de los alérgenos externos, presta atención  y procura tener una mayor higiene. Limpia la caja de arena con regularidad y lava con un detergente suave todos los tejidos en los que le gusta dormir a tu gato.

El arenero siempre debe estar limpio.© Shutterstock

Las intolerancias a alimentos o croquetas pueden determinarse mediante una dieta de eliminación. Para ello, se alimenta temporalmente al gato con una dieta suave como remedio casero probado.

A continuación, se vuelve a introducir gradualmente la comida para gatos para comprobar si el gato reacciona a los distintos tipos de alimentos con síntomas como el picor o el rascarse mucho.

Mi gato se rasca mucho, ¿tengo que llevarlo veterinario?

Si los remedios caseros para no ayudan y tu gato se sigue rascando mucho o la causa de los síntomas no está clara, debes consultar al veterinario.

En caso de que se produzcan cambios notables en la piel, abscesos, piel escamosa, calvas y pérdida de pelo, asegúrate de que tu minino sea revisado a fondo para descartar enfermedades más graves, poder aliviar rápidamente la comezón y evitar que el gato se siga rascando tanto.

Dejar un comentario
0 comentarios
Confirmación de la eliminación

¿Seguro que quieres eliminar el comentario?

Conéctate para comentar