Publicidad

¿Sabes cuáles son los nombres de los gatos de Freddie Mercury?

nombres de los gatos de freddie mercury © Pinterest

Es bien sabido que el vocalista de la banda inglesa Queen era un amante total de los gatos. Pero, ¿sabes cuáles eran los nombres de los gatos de Freddie Mercury?

Por Sindy Bustamante

Publicado el

 

Según cuentan las personas que fueron cercanas a él, Freddie Mercury amaba profundamente a sus gatos. Para el vocalista de Queen, los mininos eran -como lo son para tantos de nosotros- parte de su familia.

Se dice que cuando estaba de gira con su grupo, Freddie solía llamar a su casa para escuchar aunque fuera un maullidito.

¿Cuántos gatos tuvo Freddie Mercury?

Peter Freeman, el asistente personal del cantante, señaló en alguna ocasión que Freddie Mercury tuvo 10 gatos a los largo de sus cuarenta y cinco años.

¿Cuáles son los nombres de los gatos de Freddie Mercury?

Los diez gatos se llamaban:

  • Dorothy
  • Tiffany
  • Tom
  • Jerry
  • Delilah
  • Goliath
  • Lily
  • Miko
  • Oscar
  • Romeo

Canciones para los gatos de Freddie Mercury

Freddie dedicó no sólo canciones sino un álbum entero a sus gatos. El álbum de solista Mr. Bad Guy está dedicado:

a mi gato Jerry, también a Tom, Oscar y Tiffany, y a todos los amantes de los gatos en el universo… ¡al diablo todos los demás!

En su último álbum con Queen también podemos escuchar la canción Delilah, dedicada a la gatita del mismo nombre, la consentida.

La letra dice:

Me haces sonreír cuando estoy a punto de llorar
Me das esperanza, me haces reír, y eso me gusta
Te sales con la tuya al asesinar, tan inocente
Pero cuando estás de malas, eres solo garras y muerdes
¡Está bien!

Aquí puedes escuchar esta bonita canción y ver la letra:

Freddie Mercury y sus gatos

De los diez gatos de Freddie Mercury, solo uno de ellos -Tiffany- fue un gato de raza, pues fue un regalo de su novia y amiga, Mary Austin. Los demás los adoptó de refugios o hasta hospitales veterinarios, con el objetivo de salvar sus vidas.

Dos de ellos, Tom y Jerry, los compartió Austin, según cuenta su asistente.

Según cuenta Jim Hutton, novio de Mercury durante siete años, “Freddie trataba a sus gatos como sus propios hijos. Se preocupaba constantemente por ellos y si algo llegaba a pasarles mientras Freddie andaba lejos, que el cielo nos ayudara. En el día los gatos podían andar por los jardines de la casa y en la noche había que salir y meterlos a todos”.

Y aunque los amaba a todos, parece que Freddie tenía sus consentidos. Jim Hutton cuenta que Delilah era la princesa de la casa, la que el cantante acariciaba más seguido y la que dormía en la cama.

Cuando su salud se deterioró, Delilah fue un gran consuelo para Freddie Mercury.

Fue en esa época que escribió la canción que lleva su nombre.

Según la revista Rolling Stone, Freddie pasaba muchas horas pintando con acuarela un retrato de la gatita tricolor y cuando estaba muriendo, en 1991, una de las últimas cosas que hizo fue acariciarla.

Además, en una de sus últimas entrevistas, el cantante de Queen señaló que en su testamento le había heredado sus posesiones a sus gatos.

“Le dejo todo a Mary -su exnovia y amiga del alma- y a los gatos”.

Dejar un comentario
0 comentarios
Confirmación de la eliminación

¿Seguro que quieres eliminar el comentario?

Conéctate para comentar